Botom de cerrar
*/-->
Panamá, viernes 19, de abril de 2019 | Actualizado el lunes 15, de abril de 2019 6:47 pm

Ultimas Noticias de PANAMA y el Mundo

Hora de Panamá:   am
Dame le gusta Twitter ico Youtube rss Google +

PUBLICIDAD

Tecnologia | febrero 4, 2019
Audio Porn: el fenómeno de los susurros eróticos en la web
En los suburbios de la red conviven comunidades de usuarios que comparten sonidos sexuales amateur y guionados. Pero los creadores de la tendencia sonora sensorial del momento no quieren ser catalogados como pornografía
Contar con equipamiento de calidad es clave para un ASMR inmersivo.

¿Qué sería de la pornografía sin internet? ¿Y viceversa? La red ha “democratizado” los contenidos para adultos. Han surgido géneros que representan a diversas comunidades de usuarios. Y también se exponen oscuras perversiones, presentes, por ejemplo, en la darknet (aunque no es necesario navegar tanto para encontrarlas).

Nuevos estilos surgen y aparecen comunidades de fieles que, en muchos casos, prefieren los meros sonidos de placer antes que las imágenes. A eso se le llama Audio Porn.

También se puede encontrar como Sound Porn, Whisper Porn (porno susurrado), con variantes como Audio Erotica. Son relatos o escenas sonoras, reales o fingidas, de un acto sexual. No es nuevo, inclusive es el tipo de pornografía producida para personas ciegas. Pero en la última década han surgido más comunidades que intercambian este contenido, y hasta delimitan sus propias reglas y principios.

Por ejemplo, en el sitio Reddit (que se define como una “front page” –portada- de Internet, con una colección de comunidades alojadas en la plataforma) existe Gone Wild Audio. Es un subreddit (algo así como un micrositio, con diversidad de subculturas), y los usuarios allí intercambian audios sexuales.

Pueden ser grabaciones caseras reales o guionadas. La comunidad tiene más de 245 mil usuarios y reglas propias. Por ejemplo, todo lo expuesto debe ser con consentimiento.

 

En blogs y YouTube

El año pasado, Tumblr eliminó la pornografía del sitio, comenzó a prohibirla, pero por ahora admite este tipo de contenido. En esa plataforma se encuentra el blog Audible Porn. Los usuarios pueden enviar grabaciones amateur. En el caso de contenidos inapropiados (pedofilia, violación), los propios usuarios pueden denunciar, pero no siempre es efectivo el bloqueo de la cuenta.

El blog inglés Aural Honey es un espacio dedicado al audio porn. Siempre con la misma lógica: una mujer (en el rol de novia) en diversas situaciones sexuales.

Así, existen otros blogs que albergan, en los suburbios de Internet, comunidades comprometidas con su interés en común. En la mayoría de los casos, para compartir audios es necesario ser aprobado por una curaduría.

 

ASMR no es porno

Es una de las tendencias del momento en YouTube, aunque está presente hace varios años allí. También es posible encontrarlo en otras plataformas como Spotify, entre tantas. Significa, traducido al español, Respuesta Sensorial Meridiana Autónoma. ASMR, sus siglas en inglés, representa un universo de creadores o “artistas” de un género de susurros y sonidos relajantes.

“El ASMR son susurros, voces suaves, en ambientes callados, con sonidos que ocurren. Pueden ser páginas de un libro. O salivar, masticar chicle, peinarse, friccionar algunos objetos, otros estrujan papeles de golosinas… Todo eso, con el micrófono ajustado y en debidas frecuencias, genera un sonido particular”, señala Panessi, quien ha investigado sobre ASMR.

Continúa: “Hay personas que encuentren en el ASMR un vínculo más sexual pero según pesquisé no todo el grueso de las personas que produce o consume ASMR tiene que ver, en rigor, con los estímulos sexuales. Ellos llaman orgasmo cerebral a esa sensación placentera que genera este tipo de sonidos y susurros”.

Según explica el periodista, en los portales XXX, al buscar “ASMR”, es posible encontrar videos de personas desnudas susurrando. “Eso es muy común”, dice. Pero no es la esencia de este género.

¿Por qué se asocia entonces el audio porn con ASMR? “Principalmente por desconocimiento. Los/as creadores/as de ASMR buscan mostrar que estos videos son para que la persona se relaje, o se duerma. El fin de mi canal, como el de la gran mayoría dentro de YouTube, es ser una alternativa más para poder distraerse un rato. Lógicamente vas a encontrar personas tratando de llevarlo a otros terrenos”, señala a Infobae Facundo (prefiere no decir su apellido), argentino de 26 años, creador del canal de ASMR Sleepy Tingles, con más de 245 mil suscriptores y videos que alcanzan 2 millones de vistas.

Primera persona sensorial

“Al ASMR lo detecté de muy chica, creía que era algo normal que ocurría en el cerebro. Es como una reacción involuntaria que la provocan distintos disparadores, pueden ser visuales o auditivos. Desde una persona limpiando con mucho detalle un mueble o alguien hablando de cualquier cosa en voz baja”, señala a Infobae Carolina Hernández, periodista que investiga el fenómeno desde hace un año y medio.

“Susurros, tapping (tocar con uñas largas algo de madera, cartón, plástico, etc), algo inaudible (conversación inentendible) o roleplay (actuación de escenas cotidianas) pueden ser categorías realizadas por los ASMR artists de Youtube, el lugar donde descubrí que sentir este fenómeno era una posibilidad de pocas personas”, agrega.

Hernández dice que los sonidos de ASMR le producen una especie de electricidad y efervescencia en su corteza cerebral. “Antes se sentían si algo las disparaba en la vida cotidiana, ahora uno se las puede generar si escucha alguno de los videos publicados. Mis favoritos son ASMR Glow y Gentle Whispering, que fueron los primeros canales en surgir”, finaliza.


El uso de este sitio web implica la aceptación de los Terminos de servicios y Politicas de Privacidad.
© Copyright 2019 La Opinión Panamá. La Opinión Panamá Todos los derechos reservados