Botom de cerrar
*/-->
Panamá, Miércoles 16, de Agosto de 2017 | Actualizado el Martes 15, de Agosto de 2017 1:05 pm

Ultimas Noticias de PANAMA y el Mundo

Hora de Panamá:   am
Dame le gusta Twitter ico Youtube rss Google +

PUBLICIDAD

Opinión | Julio 2, 2016
“Talibanes Latinos”
Por: Aquilino Ortega Luna

En un mundo político convulsionado por la traición, al mezclar a un diputado del PRD, con uno de Cambio Democrático (CD) y a otro del Partido Panameñista, no podemos obtener otro resultado que un “Talibán Latino”, de esos que hoy abundan en los parlamentos de  Latinoamérica.

Preocupa la situación de la Asamblea Nacional. Donde si no todos, la mayoría de los diputados se venden por 30 monedas de plata, al mejor postor.

No existe dignidad,  principios, ni decencia; mientras, la sabiduría para crear nuevas leyes en beneficio del pueblo, brilla por su ausencia.

Es poco lo que hacen los diputados para el dinero que se ganan, para los “muertos y heridos” que recogen a diario.

No hay informes de lo que hacen por el país, del dinero que se gastan en flirteos. Empero, existen informes de lo que no hacen, de las horas que no trabajan y de las imprudencias que cometen, de las conversaciones oscuras de recámara.

Diputados envueltos en coimas, supuestamente vinculados con actividades relacionadas con el blanqueo de capitales y narcotráfico.

Honorables, no tan honorables, que disfrutan de viajes de placer, sufragados con dinero del pueblo. Honorables, dando clases mediáticas de bailes eróticos.

Honorables diputados que adversan al gobierno, pero entregan su dignidad a cambio de dinero, de puestos en la esfera gubernamental, de lujos, que se olvidan de las bases de su partido, de los que dan la vida por ellos, en sus circuitos.

Al actual presidente de la Asamblea Nacional, Rubén De León, le queda grande el esmoquin de Presidente. Gobierna la Asamblea con luces cortas, con los silbines quemados, con el rabo entre las piernas.

¿Qué ha hecho el flamante dignatario de la Cámara? Nos preguntamos los que vemos los toros de la barrera, lo que no vendemos el alma a cambio de prebendas, de publicidad  mediática, de reverencia para un irreverente de ese recinto.

Se habla de cifras astronómicas a cambio del voto, de nombramientos en el gobierno, de puestos en el servicio exterior, de resolver problemas de carreteras y sistemas de agua potable, de becas.

Lo más probable es que estos arreglos de Recamara entre el CD, PRD y los discípulos del “Fufo” lleguen a feliz término y  De León, alcance por fin la victoria.

Pero el tiempo y las próximas elecciones les pasarán factura a estos lobos vestidos de ovejas, a los que hoy por ignorancia, se les llama honorables diputados.

 

Sin Comentarios

Escriba su comentario


El uso de este sitio web implica la aceptación de los Terminos de servicios y Politicas de Privacidad.
© Copyright 2017 La Opinión Panamá. La Opinión Panamá Todos los derechos reservados