Botom de cerrar
*/-->
Panamá, viernes 23, de febrero de 2018 | Actualizado el viernes 23, de febrero de 2018 5:09 pm

Ultimas Noticias de PANAMA y el Mundo

Hora de Panamá:   pm
Dame le gusta Twitter ico Youtube rss Google +

PUBLICIDAD

Entrevistas, Farándula | mayo 1, 2012
Miss Panamá a favor de mujeres transgénero en el certamen de Miss Universo

Stephanie Vander Werf

Stephanie Van der Werf, Miss Panamá para el concurso Miss Universo es egresada de la Christian University de Texas con una licenciatura en Publicidad y Relaciones Públicas. Afirma que su familia es prioridad en su vida y considera que dos de sus cualidades más destacadas son la capacidad de organizar y la perseverancia.

Se inició en el mundo del modelaje a los 15 años, donde logró éxitos en el plano local y en el ámbito internacional que le permitieron ingresar a la televisión. Actualmente, se dedica a administrar el negocio familiar de restaurantes.

La nueva Miss Panamá conversó con el equipo de www.laopiniónpanamá.com, sobre el reto que le espera en el certamen universal de belleza.

Entre las revelaciones que nos hizo la joven beldad panameña dijo que tiene un novio con el cual lleva ocho años de relación. También manifestó que le encantan los niños y pasa parte del tiempo con su hermano menor de 13 años, sus primos y una ahijada de tres años.

LA OPINION PANAMA: ¿Qué tanto requiere prepararse una chica para llegar ser Señorita Panamá?

 Stephanie: La preparación debe ser integral, no solamente lo físico, el cuerpo, la belleza son importantes, porque al final es un concurso de belleza. Pienso que la preparación debe ser física, mental y espiritual.

En este sentido, tuve un buen grupo detrás de mi durante todo el concurso de Miss Panamá, que me ayudaron a esta preparación integral para que no solamente fuera algo físico, sino que también para que la personalidad brille y tenga fortaleza espiritual, además de ser autentica y original; eso es muy importante dentro de los concursos.

Bonita y linda somos todas, bellezas distintas cada una con su “saborcito” pero, realmente, lo que te distingue es cómo puedes proyectarte a través de tu personalidad, para que la gente se acuerde de ti.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Tienes un gran reto por delante y es el concurso Miss Universo ¿cómo te preparas?

Stephanie: Ahora mismo tenemos una alianza con Kathy Pullie de Venezuela para aprender a maquillarnos, arreglarnos el cabello, qué colores de ropa usar, como vestirnos para ciertas ocasiones y ser una mujer independiente  para llegar allá y no depender de nadie, sin dejar de lucir siempre impecable y bella.

Estamos trabajando la parte de proyección y la pasarela. Voy al gimnasio todos los días como hacía en el concurso, no he parado para nada el ritmo. Mantengo una dieta muy rigurosa y balanceada, para verme saludable, sana pero, por supuesto, delgada.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Te ayudó tu preparación en la televisión a llegar donde estás ahora, así como tu carrera de publicista y relacionista pública?

 Stephanie: Empecé en televisión a los 15 años  y me encantó. Es algo que me atrapó, realmente me enamoró la televisión. Obviamente, sabia que quería estudiar algo que tuviera relación con los medios y pienso que la carrera que elegí fue ideal porque encierra muchas cosas. 

A mí me enseñaban a hacer  escritos para teatro, cuñas de radio, comerciales de televisión, hasta para realizar una campaña propiamente dicha. Fue completa la carrera y salí preparada para trabajar en cualquier medio; y eso es lo bonito. Me siento bien capacitada para manejarme en los medios de cualquier forma que se me presente.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Piensa estudiar otra carrera?

 Stephanie: Me encantan los recursos humanos y mercadeo. Hay muchas cosas que me llaman la atención pero hay que ir poco a poco y tomar la cosa con calma. Si tengo la oportunidad y el tiempo y logro encontrar una carrera con un buen contenido y pensum, me encantaría seguir estudiando. 

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Qué es lo que más le apasiona?

 Stephanie: Mi familia es mi pasión número uno, vivo por ellos y es mi motor de todos los días, mis padres, mis hermanos, mi casa, simplemente el hogar y la familia.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Hubo críticas por su edad en el concurso ¿Por qué no se presentó anteriormente?

Stephanie: Mi familia es lo más importante como ya te dije. Cuando me gradué, mi papa necesitaba mucha ayuda en el negocio de restaurantes que es de mucha responsabilidad, porque siempre lo hemos manejado como un negocio familiar y él en ese momento necesitaba de mí, estaba recién graduada con muchas ideas que le podía aportar.

Uno tiene que estar agradecido. Venia de cuatros años de estar estudiando afuera, gracias a mis padres y no podía decirle que no. Él me lo pidió y no lo dudé. Pensé que iba ser más fácil pero nos tomó más tiempo realizar todas las cosas que queríamos hacer en la empresa.

La oportunidad se presentó hasta ahora y pienso que la edad juega a mi favor, me va a brindar un “plus” que no tienen otras chicas y que es todo lo que he vivido, las experiencias que he tenido, al estar fuera de mi país, siendo independiente.

El hecho de poder trabajar junto a mi papas levantando una empresa eso, de pronto, no los tienen otras chicas que sean menores que yo porque solo te lo da la edad.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Lees algún libro, qué lees?.

 Stephanie: Mi autor favorito es Paulo Coelho. He leído varios de sus libros, los últimos fueron Aleph  y el Zahir. Actualmente tengo tres libros en proceso, pero no he terminado. Me gustan los libros religiosos y por supuesto, la Biblia.

Tengo un grupo de oración con el que comparto, por lo menos, una vez a la semana, nos reunimos en una casa e intercambiamos libros. Trato de leer cosas variadas.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Aún queda el mal concepto sobre Panamá con la señorita Giosue Enith Cozzarelli Sanmartín, por aquello del “confucionismo”. ¿Crees que algún se va limpiar esa imagen de Panamá? 

 Stephanie: Sinceramente,  cuando uno está en estos concursos debemos ponernos en los zapatos de las otras personas. No es fácil soportar tanta presión, tantas cosas que nos distraen, que si el jurado, las campanas, las luces; lastimosamente, los nervios te traicionan.

No quiero ponerme en boca de nadie pero considero que ella es muy inteligente, pero los nervios le traicionaron. Sin embargo, Panamá viene haciendo un excelente trabajo, venimos de un año con Sheldry Sáez, que estuvo entre las 10 finalistas y eso me va ayudar muchísimo porque llegaré y van a buscar la banda de Panamá  y su representante.

El nombre del país está totalmente limpio. Panamá  cada vez va mejorar. No hay que ver las cosas que pasaron sino mirar hacia adelante.

LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Tu nombre no es usual entre las panameñas, se podría decir que no eres de este país ¿qué piensa de eso?

 Stephanie: Soy muy panameña, 100 por ciento panameña. Nací y he vivido aquí, todos mis hermanos son de aquí, así que me siento más panameña que nunca. El hecho de tener un papá extranjero me ayudó a ser más patriótica, porque desde pequeña siempre nos ha dicho lo maravilloso que es este país. 

Siempre nos ha inculcado el amor por Panamá porque lo ama, su esposa es panameña sus cuatros hijos son panameños así que, de verdad, me siento muy panameña. Mi apellido lo llevo con orgullo porque Panamá es un crisol de razas y es un país de oportunidades, que le abre las puertas a todos los extranjeros, lo vemos con mucha gente de otras naciones, que vienen aquí y Panamá le atrapa y se quedan viviendo.

Es un ejemplo más de que somos un país que le abre las puertas a todo el mundo.  Mi papá es argentino pero el apellido es holandés.

LA OPINIÓN PANAMÁ: Hay una polémica mundial por la aceptación de personas transexuales en el concurso. Se siente a gusto al competir con este tipo de representante?

 Stephanie: Es algo bastante polémico. Si uno se pone a ver los detalles podrá encontrar muchas cosas. Pero soy una persona muy diplomática, si la organización  Miss Universo le está dando la oportunidad a esta persona no veo porque yo Stephanie y Panamá tienen que negársela.

Al contrario, siento que podría aprender mucho de esta persona, si está ahí es por algo y debe tener muchas cosas que nos pueda aportar a las demás candidatas. Me encantaría conocerla y conversar con ella y ver cómo ha sido su experiencia y todo lo que ocurre a su alrededor. Realmente me sentiría a gusto.

¿Por qué discriminar a una persona a la que le están abriendo la puerta para entrar al concurso?

 LA OPINIÓN PANAMÁ: Incluso, la organizadora panameña está en total desacuerdo con ese tipo de concursantes.

 Stephanie: No hablo por ellos, estoy contenta con la organización y me siento feliz. Cada organización tiene su regla así como Miss Canadá y el Miss Universo dijeron sí, Miss Panamá tiene derecho a oponerse.

Nunca me he metido en eso, pienso que cuando uno está trabajando con alguien, tiene que saber seguir las reglas y mantenerse siempre al margen, así que más allá de eso la presidenta tiene toda la posibilidad de decir sí o no, está en sus manos. 

LA OPINIÓN PANAMÁ: En términos generales, si en los concursos de belleza se permite competir a los transexuales ¿qué esperaría de este certamen en el futuro?

Stephanie: Esto es mucho más profundo. No es solamente una chica, porque si ella sienta el precedente de que se puede, de repente le está abriendo las puertas a muchísimas otras concursantes. Eso depende de la organización de cada uno de los países, si lo aceptan o no.

Pero si creo que realmente se va sentar un precedente para el futuro del concurso porque si se acepta a una chica van a aceptar el resto. Reitero, lo que se decida en el futuro dependerá de la organización de cada país, si quiere aceptar o no a un transexual en el concurso.

LA OPINIÓN PANAMÁ: Si ganara Miss Universo ¿cuál sería su primer trabajo y mensaje?

 Stephanie: Llevar el mensaje de Panamá, de mi país. Imagínate llevar la banda de Miss Universo por un año y el nombre de Panamá a todo el mundo.

Creo que podría aprovechar para promover a mi país, hablar de Panamá, de la belleza, de lo que tenemos para ofrecer a nivel turístico a nivel de inversión, eso sería una oportunidad increíble porque llevas la banda de un concurso tan importante como Miss Universo pero más allá eres Panamá, eres tu país.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Qué piensas de las desigualdad en el mundo y más en América Latina, donde los mayores perjudicados son los niños?

 Stephanie: Definitivamente hay muchísima desigualdad y es algo en lo que tenemos que trabajar, pero todo radica en la base de la educación. Si nosotros le pusiéramos más énfasis a eso, invirtiéramos más tiempo y dinero en la educación, los jóvenes estarían mejor formados para realizar cosas y lograr los sueños y objetivos que se propongan.

Pienso que el problema de los niños es que, realmente, desde pequeños se les pone una pared y no los dejamos que crezcan, que sean ellos mismos los que evolucionen,  para que lleguen a ser la persona que quieren ser, pero todo radica en la educación. Si los gobiernos se pusieran más de acuerdo y establecieran dentro de sus listas de prioridades la educación.

Los niños son los grupos más poderosos que tenemos y no se toman en cuenta, andamos preocupados por tanta otra cosa, cuando realmente los niños son el futuro.

 LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Cual sería tu mensaje para el sector empresarial, gobierno y Estado para acabar con la pobreza?

 Stephanie: Del gobierno no hablo. Nunca hablo del gobierno ni de política ni nada por el estilo. En el ámbito empresarial, con la experiencia que tengo al trabajar con mis padres en el comercio familiar, creo que quienes nos desenvolvemos en este tipo de responsabilidades, debemos ser siempre gente, ser líderes pero también accesible.

Mi mensaje para los empresarios es que se mantengan siempre siendo personas humildes para que sean accesibles a quienes trabajan con ellos. El problema de los empresarios es que levantan una pared y no quieren escuchar. Si realmente se solucionaran estos problemas de comunicación se resolverían muchísimas cosas y se obtendrían mejores resultados. Sobre la pobreza debo decir que es algo que va más allá del hambre que padecen los niños y niñas.

Es un asunto integral que comprende la educación, el trabajo y los servicios sociales accesibles. Debemos empezar a trabajar en proyectos sostenibles, granjas o en iniciativas que vayan más allá de repartir costales de arroz. Hay que ofrecer las herramientas necesarias para el trabajo, porque el futuro nos aguarda.

Si tiene tierra, necesita las herramientas, el conocimiento preciso para hacerla producir. Si trabajáramos en eso podríamos ayudarles a lograr su independencia.

LA OPINIÓN PANAMÁ: ¿Cómo ves tú el nivel de la educación y preparación de los profesionales en Panamá. 

Stephanie: Es algo en lo que muchas veces la gente no quiere invertir porque no se puede cuantificar. La educación da resultados a largo plazo y los resultados son difíciles de medir. Es lamentable que muchas personas piensen en invertir en la educación, si durante su período administrativo no se van a notar los cambios.

La educación en Panamá debe ser mejorada pero vamos poco a poco. Por lo menos, ya se están incluyendo las prioridades dentro de la agenda de cambios y se le está prestando atención al asunto. Creo que existe más conciencia, más allá de lo que pueda hacer el gobierno, nosotros debemos realizar nuestros aportes porque este es un asunto que debe ocuparnos a todos.

Debemos ser responsables por la educación en nuestro país y tratar de apoyar a los gobiernos porque es un asunto que corresponde a todos y, al final, nos favorecerá también a todos.

Galería de Fotos

El uso de este sitio web implica la aceptación de los Terminos de servicios y Politicas de Privacidad.
© Copyright 2018 La Opinión Panamá. La Opinión Panamá Todos los derechos reservados